Diccionario de Especialidades Farmacéuticas.

Definición de Medicinas, Substancias Activas, Presentación e Indicaciones


ARROP


En esta página se pueden buscar definiciones de medicamentos, substancias activas, presentaciones, forma farmacéutica y formulación, indicaciones, contraindicaciones, dosis y vía de administración de casi todas las medicinas en venta.

Si desea buscar en el nombre de la medicina, hay que palomear la opción MEDICAMENTO, si quiere también buscar en la SUBSTANCIA ACTIVA o en las INDICACIONES, entonces palomear las opciones deseadas.

Por Ejemplo:

Para buscar los medicamentos INDICADOS para el resfriado o embarazo, se palomea la opción INDICACIONES y se pone en el campo de busqueda la palabra "resfriado" o "embarazo".

Para buscar los medicamentos que tengan como SUBSTANCIA ACTIVA Ibuprofeno o Piroxicam se palomea la opción SUBSTANCIA y se pone en el campo de busqueda la palabra deseada.

No usar acentos.


A  B  C  D  E  F  G  H  I  J  K  L  M  N  O  P  Q  R  S  T  U  V  W  X  Y  Z  
Tip: Si se hace doble-click sobre una palabra, esta automáticamente se copia al campo de búsqueda.


LABORATORIO MÉDICO QUÍMICO BIOLÓGICO, S.A. DE C.V.
 
Reforama Núm. 9 , Col. Atlántida , Del. Coyoacán, 04370, México, D. F.
Tels.: 5549-1054, 5336-9153 - 5336-9185, 5544-8889



ARROP 

Tabletas

NALTREXONA

DESCRIPCION:
ARROP. Antagonista opioide. Tabletas. BIOQUIMED


FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN

Cada TABLETA contiene:

Clorhidrato de naltrexona.. 25, 50 y 150 mg

Excipiente, c.b.p. 1 tableta.


INDICACIONES TERAPÉUTICAS

Antagonista opioide.

ARROP® (naltrexona) es un antagonista puro de los receptores de opioides.

Alcoholismo: Para utilizar ARROP® (naltrexona) dentro de un programa de tratamiento completo del alcoholismo con el objetivo de reducir la recaída, mantener la abstinencia y reducir el deseo del alcohol durante las fases iniciales de la recuperación. Puesto que la naltrexona no es de la misma utilidad para todos los pacientes y el beneficio esperado del tratamiento con naltrexona es una mejoría moderada del resultado producido por la terapia convencional, su uso en el alcoholismo debe ir acompañado de medidas psicoterapéuticas y llevarse a cabo en contextos especializados en el tratamiento de esta patología.

Deshabituación opiácea: ARROP® (naltrexona) se administra como tratamiento coadyuvante, conjuntamente con otras medidas terapéuticas, en el mantenimiento de la deshabituación de sujetos opiáceo-dependientes.


FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA

La naltrexona es un antagonista opiáceo que actúa por competición específica con los receptores localizados principalmente en el sistema nervioso central y periférico. La naltrexona se une competitivamente a estos receptores, antagonizando las acciones de los opiáceos de administración exógena.

El bloqueo de los receptores opiáceos por parte de ARROP® (naltrexona), hace que el fármaco sea también activo en el bloqueo de los efectos euforizantes derivados del consumo de alcohol, ya que se ha planteado la hipótesis de que la ingesta de alcohol en los humanos presenta un refuerzo positivo debido al estímulo por parte del alcohol de la actividad opiácea endógena.

La naltrexona no es ningún tratamiento aversivo y no da lugar a una reacción tipo disulfiram cuando se ingiere alcohol.

La naltrexona está prácticamente desprovista de otras acciones intrínsecas distintas de sus propiedades bloqueadoras opiáceas.

La naltrexona se absorbe rápidamente y casi por completo tras su administración por vía oral. Está sometida a un efecto de primer paso hepático y la concentración plasmática máxima se alcanza aproximadamente al cabo de una hora. Posee un amplio volumen aparente de distribución, y 21% de la dosis absorbida se une a las proteínas plasmáticas.

La naltrexona se hidroliza en el hígado básicamente a 6-ß-naltrexol y, en menor cuantía, a 2-hidroxi-3-metoxi-6-ß-naltrexol. La naltrexona y el 6-ß-naltrexol contribuyen a la actividad farmacológica. La naltrexona y sus metabolitos se excretan principalmente por orina de forma conjugada.

La vida media plasmática es de aproximadamente 4 horas para la naltrexona y de 13 horas para el 6-ß-naltrexol. La naltrexona y 6-ß-naltrexol son dosis-dependientes en términos de áreas bajo la curva.

El perfil farmacocinético de la naltrexona sugiere que ésta y sus metabolitos tiene una recirculación enterohepática la vía fecal no es una vía de excreción importante.


CONTRAINDICACIONES

ARROP® (naltrexona) está contraindicado en enfermos que se encuentran en alguna de estas situaciones:

–  Con insuficiencia hepática y/o hepatitis aguda.

–  Con dependencia actual a opiáceos ya que puede sobrevenir un síndrome de abstinencia.

–  Reciben medicamentos opiáceos.

–  Con control positivo a opiáceos o que no hayan superado el test de naloxona.

–  Tengan hipersensibilidad a la naltrexona.

–  O bien en aquéllos cuyo examen de orina es positivo a opioides.

–  Hipersensibilidad a la naltrexona.


PRECAUCIONES GENERALES

Para prevenir la aparición de un síndrome de abstinencia agudo o exacerbación de una abstinencia subclínica los pacientes deben estar libres de droga opioide por un mínimo 7 a 10 días antes de iniciar el tratamiento con naltrexona.

No es frecuente que las personas que abusan del alcohol tengan alterada la función hepática. Se han descrito alteraciones de las pruebas funcionales hepáticas en pacientes ancianos obesos que recibían naltrexona a dosis más elevada (hasta 300 mg/día) que las recomendadas para el tratamiento del alcoholismo. Antes de iniciar el tratamiento, y periódicamente a lo largo del mismo, deberán realizarse pruebas hepáticas.

Puesto que ARROP® (naltrexona) es ampliamente en el hígado y eliminado básicamente por orina, su administración se llevará a cabo con especial precaución en enfermos con insuficiencia hepática y/o renal.

La administración de ARROP® (naltrexona) puede desencadenar un síndrome de abstinencia en sujetos adictos a opiáceos, con síntomas y signos que pueden presentarse desde los 5 primeros minutos hasta 48 horas después. El tratamiento debe ser sintomático.

Debe advertirse a los pacientes que un intento de anular el bloqueo administrando dosis altas de opiáceos puede ocasionar una intoxicación aguda posiblemente fatal. En una situación de emergencia en la que se requiera administrar analgésicos opiáceos a sujetos en tratamiento con ARROP® (naltrexona), la dosis de éstos puede ser mayor del habitual, y la depresión respiratoria resultante puede ser más profunda y más prolongada. Adicionalmente, pueden aparecer acciones no mediadas por el receptor (por ejemplo, hinchazón de la cara, prurito, eritema generalizado presumiblemente debido a la liberación de histamina). En estas circunstancias el paciente debe ser cuidadosamente monitoreado por personal capacitado y en un centro hospitalario.

El riesgo de suicidio aumenta en pacientes con abuso de sustancias, con o sin depresión concomitante. Este riesgo no se elimina con el tratamiento de ARROP® (naltrexona).

La prueba de naloxona está recomendada para controlar el uso de opiáceos; un síndrome de abstinencia desencadenado por naloxona será de menor duración que una desencadenada con ARROP® (naltrexona). La ausencia de opioides en la orina no es una prueba suficiente para determinar que el paciente está libre de opioides una prueba con naloxona a las dosis recomendadas debe emplearse si el médico considera que hay riesgo de precipitar una reacción de supresión seguida de la administración de naloxona.

Síndrome de supresión ocasionado accidentalmente por la administración de ARROP® (naltrexona): Se han reportado severos síndromes de supresión precipitados por la ingestión accidental de ARROP® (naltrexona) en pacientes dependientes de opioides que aún no han abandonado la ingesta o administración de este tipo de sustancias. Los síntomas de supresión han aparecido usualmente dentro de los primeros cinco minutos de la ingestión de ARROP® (naltrexona) y han llegado a mantenerse durante lapsos de hasta 48 horas. El estado mental se modifica a situaciones de confusión somnolencia y alucinaciones visuales. Se han presentado diarrea y vómito que debido a la gran pérdida de líquido obligan a la administración I.V. de soluciones electrolíticas. Es importante hacer notar que el uso de ARROP® (naltrexona) no elimina ni disminuye los síntomas de supresión. Por otro lado existe la posibilidad de que un paciente que haya estado en tratamiento con naltrexona puede responder a dosis más bajas de opioides que aquellas a las que estaba acostumbrado. Esto podría ocasionar intoxicación riesgosa par la vida por derivados del opio (compromiso respiratorio que podría llegar al paro colapso-circulatorio etcétera). Los pacientes deben ser advertidos de que pueden ser más sensibles a dosis menores de opioides después de suspendido el tratamiento con naltrexona.

Cuando se requiere revertir el efecto bloqueador de ARROP® (naltrexona): Si en una situación de emergencia se requiere revertir el efecto bloqueador de ARROP® (naltrexona) se sugiere seguir el siguiente esquema de manejo:

–  Instalar analgesia regional.

–  Sedación de la conciencia con benzodiazepinas.

–  Uso de analgésicos no opioides o uso de anestesia general.

Al necesitarse el uso de analgésicos opioides la cantidad de medicamento requerida puede ser mayor que la usual y la depresión respiratoria pudiera resultar más profunda y prolongada. Por lo anterior sería conveniente seleccionar un analgésico opioide de rápida acción que minimice la duración de la depresión respiratoria. La cantidad de analgésico utilizada debe ser cuidadosamente dosificada de acuerdo a las necesidades del paciente. Ante esta situación es de esperarse que ocurran acciones farmacológicas no medidas por receptores como hinchazón facial prurito eritema generalizado o broncoconstricción presumiblemente originados por liberación de histamina.

El uso de este producto en pacientes menores de 18 años no se ha establecido.

Insuficiencia renal: ARROP® (naltrexona) y su principal metabolito son eliminados preferentemente vía urinaria por lo que se recomienda tener precaución en aquellos pacientes con alteración renal.

Daño hepático: En pacientes con daño hepático se debe tener suma precaución. Se han reportado en pacientes con cirrosis hepática compensada y descompensada un incremento del área bajo la curva de naltrexona de aproximadamente 5 a 10 veces respectivamente comparada con sujetos normales en cuanto a su función hepática. Estos datos sugieren que la biodisponibilidad de naltrexona está relacionada con la funcionalidad hepática de cada paciente.

ARROP® (naltrexona) puede alterar la capacidad psíquica y/o mental requerida para llevar a cabo tareas que necesitan una especial atención, como conducir vehículos o manejar maquinaria.


RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA

La naltrexona ha presentado efectos embiotóxicos en la rata y el conejo cuando se ha administrado a dosis de 100 mg/kg, aproximadamente 140 veces la dosis terapéutica humana.

Estudios en animales no sugieren ningún efecto teratogénico. Puesto que no existe una experiencia clínica adecuada, la administración de ARROP® (naltrexona) durante el embarazo o la lactancia únicamente se realizará cuando, a criterio médico los beneficios potenciales justifiquen posibles riesgos potenciales para el feto. Se desconoce si la naltrexona afecta la duración del trabajo de parto.

Se desconoce si la naltrexona es excretada en la leche humana; sin embargo, se debe tener precaución cuando se administre a mujeres en etapa de lactancia.


REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS

Los efectos secundarios observados con naltrexona parecen ser similares tanto en sujetos alcohólicos como en sujetos adictos a opiáceos. Las reacciones adversas graves se presentan muy raramente.

Las reacciones adversas registradas con mayor frecuencia durante el tratamiento con naltrexona son las siguientes: náuseas, cefalea, vértigo, nerviosismo, fatiga, vómito, ansiedad, somnolencia, dificultad en conciliar el sueño, dolor abdominal, astenia, dolor articular y muscular, pérdida de apetito, diarrea, estreñimiento, sed, inquietud, sedación de abatimiento, irritabilidad, erupciones cutáneas, eyaculación retardada, disminución de la potencia sexual, escalofríos, congestión nasal, dolor torácico, sudoración y lagrimeo.

Se ha reportado también depresión, ideas suicidas e intentos de suicidio en individuos que recibían tanto naltrexona como placebo, así como grupos control concomitantes sometidos a tratamiento por abuso de sustancias.

Ocasionalmente se han descrito anormalidades en la función hepática, incremento del apetito, pérdida de peso, bostezos, somnolencia, fiebre, boca seca, dolor inguinal, pies fríos y dolor de costado. En algunos individuos el uso de opioides antagonistas ha sido asociado con cambios de los niveles basales de algunas hormonas: hipotalámica, pituitaria o gonadal. El significado clínico de estos hallazgos no está bien definido.

La naltrexona es exclusivamente un antagonista opioide. Su uso no conduce a una dependencia psicológica ni física.


INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO

No hay que olvidar que debido al mecanismo de naltrexona la interacción buscada indiscutiblemente es contra las sustancias que tienen efecto farmacológico de tipo agonista a nivel de los receptores de opiáceos.

No se han realizado estudios para evaluar la posible interacción entre ARROP® (naltrexona) y otros medicamentos no relacionados con los opiáceos; como consecuencia se debe tener precaución al administrar al paciente otros medicamentos conjuntamente con ARROP® (naltrexona).

Se han reportado letargo y somnolencia después de la administración de naltrexona conjuntamente con tioridazina. Se ha observado que los pacientes que requieren de derivados del opio para resolver problemas como la tos, los resfriados, la diarrea, no se beneficiarán de estos tratamientos si están bajo terapia con naltrexona. En situaciones de emergencia cuando el paciente requiere del efecto de analgésicos opioides se ha visto que éstos deben ser administrados en dosis mayores que las usuales si al mismo tiempo el paciente está en tratamiento con naltrexona; aunque la situación puede llevar al enfermo a una depresión respiratoria profunda y prolongada.


ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO

ARROP® (naltrexona) no interfiere con los métodos de HPLC ni con los de cromatografía en capa fina ni con los de cromatografía de gases los cuales se utilizan para la separación y detección de morfina, metadona o quinina en la orina. ARROP® (naltrexona) puede interferir o no con los métodos enzimáticos utilizados para la detección de opioides dependiendo de la especificidad de la prueba.


PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD

Los estudios de toxicidad aguda, subaguda y crónica de la naltrexona se efectuaron en roedores y no roedores. No se informaron observaciones inusuales.

Se han efectuados estudios de carcinogénesis en ratas y ratones. Los resultados de los mismos demuestran que la naltrexona no es carcinogénica en las condiciones estudiadas. Un amplio estudio in vitro e in vivo no produjo ningún potencial mutagénico relevante.

La naltrexona (100 mg/kg, aproximadamente 140 veces la dosis terapéutica humana) originó un aumento de falsos embarazos en ratas y un descenso de la fertilidad. Se desconoce la importancia de estos hallazgos sobre la fertilidad humana.

La naltrexona ha demostrado tener un efecto embriotóxico en la rata y en el conejo cuando se administra a dosis aproximadamente 140 veces la dosis terapéutica humana. Este efecto se demostró en ratas dosificadas con 100 mg/kg de naltrexona antes y durante la gestación, así como en conejos tratados con 60 mg/kg de naltrexona durante el periodo de organogénesis.

No existen estudios adecuados ni bien controlados en mujeres embarazadas. El uso de ARROP® (naltrexona) en mujeres embarazadas debería darse solamente en el caso de que el beneficio sea mayor que el posible riesgo al feto.


DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN

Oral.

Los pacientes sospechosos de uso o dependencia a opiáceos deben llevar un test de naloxona o bien comprobarse que están libres de opiáceos al menos 7 a 10 días antes de iniciar el tratamiento con ARROP® (naltrexona). Los pacientes no deben presentar enfermedades del hígado, riñón activas o severas (un buen indicador es que los resultados de los análisis no vayan más allá de tres veces los límites normales superiores además de tener la bilirrubina en valores normales).

Tratamiento del alcoholismo: La posología recomendada es de 50 mg de naltrexona al día, durante un tiempo de tratamiento a establecer por el médico y que, por lo general, considera un periodo inicial de 3 meses seguido en caso necesario por periodos más prolongados.

ARROP® (naltrexona) debebe ser considerado sólo como uno de los elementos del tratamiento del alcoholismo.

Tratamiento de la dependencia de opiáceos: No debe iniciarse la administración de ARROP® (naltrexona) sin haber realizado previamentente un test de naloxona con resultados negativos. Previamente al inicio de la terapia con ARROP® (naltrexona) debe haber transcurrido un periodo de 7 a 10 días de abstinencia a estupefacientes (que debe ser verificado por análisis de orina). El tratamiento debe comenzar con dosis bajas de naltrexona, siguiendo la terapia de inducción.

Test de naloxona: Administrar por vía subcutánea 0.8 mg de naloxona. Si el resultado del test es negativo (no aparecen signos ni síntomas de abstinencia a opiáceos) se puede comenzar la terapia por inducción.

Terapia de inducción: Una vez obtenida la negatividad del test de la naloxona, se administrará a continuación a dosis de 25 mg de naltrexona. El paciente permanecerá en observación durante 1 hora, al cabo de la cual, si no aparecen signos de abstinencia, se le administrará otra dosis de 25 mg de naltrexona.

Desde el 2o. día, el individuo tomará 1 dosis de 50 mg de naltrexona cada día, hasta completar la primera semana de tratamiento.

Terapia de mantenimiento: La dosis total recomendada es de 350 mg/semana, según varios esquemas posológicos, de los cuales los más recomendados son los siguientes:

1a. Opción: 1 dosis de 50 mg de ARROP® (naltrexona) cada día.

2a. Opción: 2 dosis de 50 mg de ARROP® (naltrexona) lunes y miércoles, y 3 el viernes.

Se recomienda no sobrepasar la dosis de 150 mg en un solo día, puesto que se ha observado una incidencia superior de efectos secundarios.

Uso en niños: La seguridad de la naltrexona no ha sido establecida en niños.

Uso en ancianos: La seguridad de la naltrexona en el tratamiento de la dependencia al alcohol en ancianos no ha sido establecida.


MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL

Hay una experiencia clínica limitada con la sobredosis de ARROP® (naltrexona) en humanos. En un estudio en el que los sujetos recibieron 800 mg/día por más de una semana no se mostró evidencia de toxicidad durante 7 días. En vista de la actual ausencia de experiencia en el tratamiento de la sobredosis de ARROP® (naltrexona) se sugiere tratar a los pacientes en forma sintomática bajo una estrecha supervisión.


PRESENTACIONES

Caja con 20, 28, 30, 50 y 100 tabletas de 25 mg de clorhidrato de naltrexona, ARROP®.

Caja con 20, 28, 30, 50 y 100 tabletas de 50 mg de clorhidrato de naltrexona, ARROP®.

Caja con 20 tabletas de 150 mg de clorhidrato de naltrexona, ARROP®.


RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO

Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30°C y en lugar seco.

Protéjase de la luz.

Para el frasco: Consérvese el frasco bien tapado a temperatura ambiente a no más de 30°C.


LEYENDAS DE PROTECCIÓN

Producto perteneciente al grupo III

No se deje al alcance de los niños. No se recomienda su administración durante el embarazo ni la lactancia. Literatura exclusiva para médicos. Su venta requiere receta médica.

LABORATORIO MÉDICO QUÍMICO
BIOLÓGICO, S. A. de C. V.

Reg. Núm. 066M2007, SSA III

CEAR-06330060102445/R2007



Tu Nombre:
Tu Email:
El Email de tu amigo:
Mensaje:
 

Las direcciones de correo que pongas aquí no se guardan en ningún lado y no llevan spam ni publicidad.



Contacto: Webmaster
Visite: www.FamGuerra.com
Visite: Calculadora Smartpoints Weight Watchers
Changing LINKS